Pasar al contenido principal

Porsche hace una prueba virtual en Nürburgring con un V8 de hidrógeno

Logo Porsche

Pixabay

Y los resultados son positivos...

El hidrógeno sigue presente como una de las alternativas a los combustibles tradicionales y a los coches eléctricos, pero aún necesita de desarrollo. Por ello, Porsche ha decidido hacer una prueba virtual en Nürburgring con un V8 de hidrógeno y los resultados, tras seis meses de trabajo, son prometedores.

La premisa de la firma de Stuttgart es que los propulsores que utilizan este elemento como combustible suelen tener una potencia baja, ya que están pensados para ciertos vehículos comerciales. Sin embargo, no se ha explorado lo suficiente la idea de crear un bloque más prestacional y ese es el camino que decidieron seguir.

El objetivo de Porsche era crear un prototipo de motor de combustión de hidrógeno con la potencia y el par de los actuales propulsores de gasolina de coches deportivos, pero que ofreciese un bajo consumo y emisiones. Por ello, eligieron como base un motor V8 de 4,4 litros

Técnicamente, no cogieron el bloque como tal, sino sus datos exactos. Todo el proceso se ha llevado a cabo de forma virtual, ya que solo ha sido una simulación, así que no ha sido necesario llevar a cabo ningún trabajo mecánico físico. Aun así, esa es la única diferencia presente respecto de haber desarrollado el proyecto de forma tradicional.

Los trabajos realizados sobre este propulsor de manera virtual son tan completos como los que serían necesarios de manera física. Por ejemplo, se aumentó la relación de compresión, se adaptó el proceso de combustión al hidrógeno y se añadió un nuevo sistema de turboalimentación

Sistemas estudiados en el motor de hidrógeno de Porsche
Sistemas estudiados en el motor de hidrógeno de Porsche
Porsche

La razón de esto último es que, para lograr una combustión limpia del hidrógeno, los turbocompresores deben proporcionar casi el doble de masa de aire que en los motores de gasolina, pero una temperatura más baja de los gases del escape disminuye su energía. Así, la solución fue utilizar varios turbocompresores asistidos eléctricamente.

De esta forma, el motor virtual de hidrógeno de Porsche estaba listo. Ofrecía 598 CV de potencia y fue probado en una simulación con un coche de lujo de un peso de 2.650 kg. Esta combinación fue la elegida para llevar a cabo una vuelta a Nürburgring, la cual fue completada con una velocidad máxima de 261 km/h en 8 minutos y 20 segundos.

Menos emisiones y consumo

Sin duda, el tiempo cumplió con las expectativas, pero este no era el único objetivo. La idea era también reducir al máximo las emisiones y tras varios ajustes, la cantidad de óxido de nitrógeno expulsado se situó “muy por debajo de los límites que fija la normativa Euro 7”, según Matthias Böger, ingeniero Especialista en Simulación de Motores en Porsche Engineering.

Junto a este factor, el consumo también se situó en torno a un 5% por debajo del que presenta un bloque de gasolina equivalente, lo que también es un dato positivo. Aun así, esto no quiere decir que no se deban seguir realizando estudios e investigaciones sobre los motores de hidrógeno, así como se deben continuar las mejoras en los combustibles sintéticos y los coches eléctricos.

Según Porsche, con este proyecto han tratado de examinar el potencial técnico de este sistema de propulsión, pero añaden que es “poco probable” que este bloque entre en producción en su estado actual. Eso sí, afirman que la información obtenida puede ser valiosa para un futuro.

Porsche

Modelos populares

Ver todos los modelos

Y además

Buscador de coches